El nuevo escaño del PP por Vizcaya revienta las cuentas de Sánchez: necesita a los proetarras

|

El cambio de un escaño del Congreso en Vizcaya, que en el recuento de la Junta Electoral ha pasado del PNV al PP, tiene como consecuencia que PSOE y Unidas Podemos deberán buscar también el apoyo de los proetarras de Bildu, no sólo el de Esquerra, para superar la investidura de Pedro Sánchez.

El pacto entre el PSOE y Unidas Podemos para un gobierno de coalición que firmaron este martes el presidente Pedro Sánchez y el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, parte con 155 votos en el Congreso y para superar la sesión de investidura necesitaría sumar a otras fuerzas.

Según establece la Constitución, para ser investido presidente se necesita mayoría absoluta en una primera votación, es decir, 176 síes, o bien mayoría simple (más votos a favor que en contra) – en una segunda.

Esa mayoría absoluta exigiría a PSOE y Unidas Podemos sumar a sus 155 diputados un total de 21 votos, lo cual parece muy improbable ya que se trataría de añadir a formaciones que se han declarado antagónicas entre sí.