BRAZO POLÍTICO DE LA BANDA TERRORISTA DE ULTRAIZQUIERDA

Sánchez convierte a los herederos de ETA en la clave del Frente Popular

|

Dirigentes de Bildu, brazo político de ETA, mantienen contactos con miembros de JxCat y ERC en Barcelona, por separado, para tratar de aunar posiciones de cara a la investidura del líder del PSOE, Pedro Sánchez.

La delegación de Bildu, con la parlamentaria electa Mertxe Aizpurua y el senador Gorka Elejabarrieta a la cabeza, ha celebrado ya una reunión con Esquerra. En el encuentro ha participado la diputada electa de ERC Carolina Telechea, el líder en el Parlament, Sergi Sabrià, y la portavoz de la formación, Marta Vilalta.

Fuentes de ERC, que de momento está situada en el ‘no’ a Pedro Sánchez, han explicado que los dos partidos se han comprometido a buscar una posición común respeto a la investidura -en julio ambas fuerzas se abstuvieron-, aunque han reconocido que aún es temprano.

En este sentido, se han emplazado a continuar hablando y han puesto en valor el acuerdo estratégico que tienen ambas formaciones desde hace meses, que dio sus frutos en el acto en la Lonja de Mar de Barcelona el pasado 25 de octubre. Ese día, diversas fuerzas separatistas catalanas, vascas, gallegas, valencianas y baleares, entre ellas JxCat, ERC y Bildu, firmaron un pacto a favor del «derecho a la autodeterminación de los pueblos y la amnistía de los políticos catalanes presos».

Después de ERC, los electos de Bildu (que logró 4 escaños el 10N) se han visto este jueves con JxCat (8 diputados).

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, es partidario de dar un no a Pedro Sánchez, a no ser que se avenga a abrir una mesa de negociación para hablar de autodeterminación.