Indignación entre los médicos por el sistema de elección de plazas MIR impuesto por Sanidad

|
El Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) ha mostrado este viernes su rechazo e indignación al sistema de elección y adjudicación de las plazas de formación sanitaria especializada que ha modificado el Ministerio de Sanidad de «forma unilateral».

A través de un comunicado de su Vocalía Nacional de Médicos Tutores y Docentes, el CGCOM se posiciona «totalmente en contra» de la resolución de la Dirección General de Ordenación Profesional del Ministerio, por la que se convocan los actos de adjudicación de plazas de las pruebas de 2020 a la formación sanitaria especializada.

Asegura que el sistema de elección, que incluye presentar una «larga lista» de preferencias, -señala más de 7000, clasificadas y ordenadas por hospital y/o especialidad-, y la posterior adjudicación telemática de plazas en un único día «no garantiza los mismos derechos que anteriores convocatorias».

De esta forma, opina que convertir un proceso de elección de plazas «en una adjudicación por lista impide al candidato conocer el número de plazas disponibles, genera desconcierto, inseguridad y falta de transparencia».

Abunda en que el sistema se ha decidido de forma «unilateral», sin contar con la opinión de los profesionales docentes que están «al lado de los futuros residentes» y «hace imposible permitir una elección consensuada entre personas que deseen realizar la residencia en un mismo centro».

Según el CGCOM, este sistema obligaría al conocimiento previo a la selección, de los centros docentes, «lo cual es totalmente inviable».

Sostiene que al generar las peticiones en una lista cerrada repercutirá en un elevado número de renuncias debido a «la falta de una necesaria y pausada reflexión sobre el destino».

También lamenta «la falta de tiempo para prepararse para el nuevo destino profesional», que son dos semanas tras la elección.

Para el CGCOM, en un momento «tan excepcional» como el actual, el proceso de elección y adjudicación de plazas debe realizarse con «unas medidas que garanticen un adecuado acceso a las mismas, mediante un sistema de selección en tiempo real y con suficiente tiempo de reflexión personal que proporcione una elección justa, garantista y fiable para todos».

Así las cosas, insta a las autoridades competentes a hacer «una reflexión profunda» y rectifique las medidas adoptadas.