Dan por muertos a dos miembros de la familia Kennedy desaparecidos en un paseo en canoa

|

Las autoridades de Estados Unidos han dado por muertos a Maeve Kennedy, de 40 años, y a su hijo Gideon, de 8, que desaparecieron el pasado viernes en la bahía de Chesapeake, cerca de Annapolis (Maryland), tras sufrir un accidente con su canoa.

Maeve es la nieta del ex fiscal general y senador Robert F. Kennedy, hermano del expresidente John F. Kennedy.

Maeve, su marido David McKean, y sus hijos cumplían la cuarentena en su casa familiar. Los niños estaban jugando al fútbol hasta que la pelota fue a parar al agua. «Se subieron a una canoa, con la intención de recuperar la pelota y fueron empujados por el viento y la marea hacia mar abierto», declaró el marido. Desde entonces, -han pasado ya dos días-, no se ha vuelto a saber nada de ellos y la misión de la policía se ha dado ya por finalizada.

El marido de Maeve escribió en Facebook: «Mi corazón está destrozado, pero trataremos de invocar la gracia de Dios y la fuerza que tenemos para honrar la esperanza, la energía y la pasión que establecieron en el mundo».