Cártel de las Consultoras

La CNMC advierte que acudirá a la fiscalía en el caso de «cárter de las consultoras»

|

La Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) ha remitido a lo largo de este mes de Agosto un escrito a las grandes consultoras  que está siendo investigadas por posibles prácticas colusorias de la competencia, en un caso que ya es conocido como el del «cártel de las consultoras», para comunicarles las consecuencias jurídicas de filtrar la información del expediente. Competencia se ha dirigido a las consultoras para avanzarles que tiene previsto trasladar a la Fiscalía todas las irregularidades que afecten al deber de guardar la confidencialidad del proceso, después de que parte del contenido de la investigación fuese publicado en El País, medio en el que aparecieron correos electrónicos y malas prácticas de las compañías investigadas, que pudieran entorpecer trabar investigaciones ya en marcha.

El caso del «cártel de las consultoras» se refiere a que, según indicios que llevaron a abrir la investigación del regulador, podría haberse producido un acuerdo ilegal entre las grandes consultoras para llegar a acuerdos ilícitos de reparto del mercado, sin competir ente ellas, generando un beneficio conjunto y repartiéndose el pastel de las licitaciones públicas. Un pacto empresarial para conseguir que ninguna consultora se quede sin su cuota parte del mercado y terminar con la competencia y, en consecuencia, impedir que bajen los precios de las licitaciones públicas. En definitiva, se trataría de evitar que el órgano de contratación seleccione la oferta más competitiva y sean las consultoras del cártel las que determinen, en cada caso, quién se lleva cada licitación.

La operativa de este cártel se habría basado en las llamadas «ofertas de cobertura». A la hora de presentar ofertas por un contrato público, las consultoras presentaba «falsas ofertas» de consultoras amigas que fueran de peor calidad y mayor precio, de forma y manera que fuera imposible que el concurso no lo ganara la consultora previamente concertada por el cártel.

Tal y como señalaba el  El País este 12 de agosto, la empresa que iba a ganar el concurso «se ofrecía a preparar la oferta de sus competidores, que únicamente tendrían que estampar su firma y membrete y enviarla».

En este momento hay 33 consultoras investigadas. En un principio, entre las compañías investigadas se incluyeron a Deloitte, PwC, e Indra,  pero meses más tarde se han incluido  a otras como Everis o KPMG. Tras analizar la documentación incautada, la Dirección de Competencia propone una sanción de 47 millones de euros.

El informe elaborado por el órgano regulador ya está en manos de las partes, que ahora deben presentar sus alegaciones.