La gran política socialista de Maduro: 2 euros de salario mínimo y una inflación del 155%

|

El dirigente bolivariano socialista, Nicolas Maduro, ha aprovechado la fiesta del Primero de Mayo para aumentar el salario mínimo, y ha presumido de salir en defensa de la dignidad de los trabajadores: ha ordenado una heroica subida del mismo hasta siete millones de bolívares, es decir, dos euros mensuales, uno de los peores del planeta.

«Entra en vigencia a partir de hoy», presumió el Ministro de Trabajo  Eduardo Piñate, que se enorgullecía del «sistema de protección del pueblo» de la revolución-modelo para Pablo Iglesias. El ministro señaló además que la «cesta ticket socialista» será ahora de tres millones de bolívares, equivalente a 0,88 euros al mes. Apenas 1 euro al día en total, mientras que el precio de la cesta de la compra para una familia cuesta una media de 260 euros al mes.

El modelo de Maduro consisten en un salario mínimo irrisorio a cambio de la entrega de bonos a través del carnet de la patria, el principal instrumento de control social de la población. Los bonos también son miserables, algunos por debajo de 1€, pero se reparten entre la gente que el chavismo elige.

En Colombia el salario mínimo se mantiene en 217€, en Cuba es de 74€ y en Haití, de 73,2€.

Por si el salario mínimo de los chavistas fuera poco irrisorio, Venezuela tiene una inflación acumulada del 155%.