PUBLICIDAD
'ESTAMOS EN GUERRA'

Macron suspende el pago de alquileres, impuestos y recibos de luz, gas y agua durante la cuarentena

|

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha anunciado este lunes un periodo de 15 días de aislamiento en los hogares efectivo para todo el territorio del país para intentar así atajar el contagio del nuevo coronavirus. Además, ha anunciado el aplazamiento sin fecha de la segunda vuelta de las elecciones locales, prevista para el 22 de marzo.

“Nuestros viajes se reducirán considerablemente. Ya no se permitirán reuniones al aire libre y no podremos estar con nuestros amigos. Se trata de limitar los contactos en la medida de lo posible”, ha explicado Macron en un mensaje a la nación.

PUBLICIDAD

“En todo el territorio francés solo se deben realizar los desplazamientos necesarios, para comprar, respetando las distancias, para recibir tratamiento médico, para ir a trabajar (…) Todas las empresas deben organizarse para facilitar el trabajo en remoto y cuando ello no sea posible, tendrán que adaptar su organización”, ha añadido, al tiempo que ha advertido de que “cualquier incumplimiento será penalizado”.

Macron ha destacado que la decisión ha sido por “acuerdo unánime” con los líderes de los partidos políticos. “Estamos en guerra, en una guerra de salud, por supuesto, pero el enemigo está aquí, invisible, esquivo”, ha arengado.

En respuesta, Macron se ha propuesto luchar “día y noche” contra la epidemia. Para hacerlo “todas las reformas se suspenden, comenzando por la reforma de las pensiones”.

Entre las medidas de excepción dictadas por el mandatario galo se incluye la movilización de taxis y hoteles para el traslado y hospedaje de personal sanitario “Les debemos serenidad en sus viajes y descanso. Por eso he decidido que a partir de mañana los taxis podrán ser movilizados para ellos. Pagará el Estado”, ha explicado.

Además, Macron ha anunciado la suspensión de la emisión de las facturas de agua, gas, electricidad y alquileres para las empresas y “una garantía estatal” de 300.000 millones para préstamos bancarios para el sector empresaria. “Ninguna empresa, sea cual sea su tamaño, correrá el riesgo de quiebra. Ningún francés y ninguna francesa quedarán sin recursos”, ha subrayado.

PUBLICIDAD

Macron ha reconocido que es un “momento difícil” y que “nadie puede predecir su duración con precisión”. “Cuanto más juntos y rápidamente actuemos, cuanto antes superemos esta prueba, cuanto más demostremos la fuerza de nuestra alma, la abnegación patriótica que nuestros sanitarios o nuestros bomberos demuestran hoy, antes saldremos de esta ralentización de la vida diaria”, ha remachado.