Vox lleva al Constitucional la ley de eutanasia y pide la suspensión cautelar

El líder de Vox, Santiago Abascal (i), conversa con el portavoz de su grupo parlamentario, Iván Espinosa de los Monteros, durante la sesión de control del Congreso con los indultos casi como asunto monográfico. EFE/Chema MoyaEl líder de Vox, Santiago Abascal (i), conversa con el portavoz de su grupo parlamentario, Iván Espinosa de los Monteros, durante la sesión de control del Congreso con los indultos casi como asunto monográfico. EFE/Chema Moya
|

 

Vox ha presentado este miércoles ante el Tribunal Constitucional (TC) un recurso a la ley de eutanasia, que entra en vigor el próximo 25 de junio, y ha pedido su suspensión cautelar, al considerar que esta norma supone «una derrota de la civilización» y la victoria de la cultura de la muerte.

En declaraciones a los medios, el presiente de Vox, Santiago Abascal, ha denunciado que la ley de eutanasia, aprobada por el Congreso de los Diputados el pasado 18 de marzo, supone una victoria de quienes piensan que unas vidas son más dignas que otras y se enfrenta a la doctrina del TC y del Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

Se ha mostrado convencido de la inconstitucionalidad de la ley, ya que el derecho a la vida es un derecho fundamental, y ha asegurado que Vox desandará «todo este camino tenebroso que ha iniciado el Gobierno» y seguirá defendiendo la vida «desde su concepción hasta su extinción natural».

«No podemos apoyar una ley de eutanasia que nos lleva por una pendiente resbaladiza por la que ya se han deslizado los países en los que estas leyes se aplican», como Países Bajos, donde -ha asegurado- el 30 % de los médicos han firmado eutanasias sin el consentimiento de los pacientes.

Abascal considera que el Estado tiene la obligación de garantizar el derecho fundamental a la vida y el deber de ofrecer «esperanza» y cuidados paliativos a los que sufren.